In Actualidad

La exportación a Rusia es otra de las ideas que surge con fuerza en los últimos tiempos. La economía rusa se sitúa en el séptimo puesto de las potencias económicas mundiales, y es conocida su gran capacidad en cuanto a materias primas como el gas o el petróleo. Se tata, por lo tanto, de un destino muy interesante para nuestros productos.

Como ocurre muchas veces, la barrera del idioma puede suponer un pequeño handicap. Pero ya hemos hablado en otras entradas del blog de cómo una buena traducción nos abrirá las primeras puertas. Además es habitual que al pensar en un idioma basado en un alfabeto no occidental nos parezca más complicado, pero nada más lejos de la realidad, puesto que la traducción al ruso es hoy en día tan habitual como al resto de lenguas, tanto occidentales (inglés, francés o alemán) como basadas en otros alfabetos (japonés o chino). Las barreras idiomáticas pueden darse por extinguidas. ¿Que países hablan ruso en todo el mundo?

Sin embargo, sí que habrá otros aspectos condicionantes a tener en cuenta en la exportación a Rusia. Uno de ellos, de gran importancia, es la gran concentración del mercado ruso, estructurado en torno a grandes operadores que controlan buena parte de los mercados. Este factor no implica que nuestra incursión en territorio ruso vaya a ser imposible, pero lógicamente es un factor que debemos tener muy en cuenta.

Traducciones al Ruso

Traducciones al Ruso y Centrándonos en algunos sectores, uno de los que ha tenido mayor auge de exportación a Rusia en los últimos tiempos ha sido el del lujo. Tras la caída del comunismo, la clase alta en Rusia ha obtenido un status totalmente diferenciado del resto de la población. Las nuevas riquezas de Rusia se afanan en demostrarlo, y al igual que ocurre en China, la venta de productos de alto valor crece día a día. Sin embargo una buena calidad de nuestro producto no será suficiente para que seamos aceptados en el círculo del lujo. El comprador ruso valora sobre todo el prestigio de la marca, y lógicamente éste es un factor que se trabaja en el largo plazo, un poco más allá de la calidad del producto.

Traducción del ruso al español

En cuanto a la burocracia, parece ser que es uno de los elementos que no cayó con el muro. Debemos concienciarnos de que los trámites aduaneros y otros trámites legales pueden ser bastante engorrosos, como ocurre en muchos países ex soviéticos. Nos será muy útil, por tanto, la colaboración de alguna persona que, además de conocer el idioma ruso, sepa moverse entre el papeleo de la gran Rusia.

Rusia uno de los países con más progreso

En cuanto a la forma de conseguir el primer acercamiento, se recomienda realizar un buen trabajo previo antes de llevar a cabo una misión comercial o participar en una feria. El empresario ruso suele agradecer conocer de antemano el máximo posible el producto a comprar y la empresa en sí. Para ello, además de un sitio web, que por supuesto debe estar como mínimo en inglés, es interesante el envío de catálogos de precios, muestras y cualquier información que pueda allanarnos el camino. Cuanto más conozcan de nosotros, más fácil será que estén dispuestos a tener un primer contacto, y por extensión a hacer negocios juntos en el futuro.

Para finalizar, sólo nos queda ofreceros el enlace a la Oficina Comercial del ICEX en Rusia, un primer contacto que puede allanarnos el camino, gracias al apoyo del propio ICEX y también a la convivencia con otras empresas españolas en nuestra misma situación, gracias a su Centro de Negocios en Moscú.

 

Si te ha gustado el post sobre exportación a Rusia, te invitamos a suscribirte por e-mail. Sólo tienes que dejar tu correo en la parte superior de la columna derecha y hacer click en «Suscribirse».

Abrir chat