In Actualidad, Blog de Traducción

¿Quién no ha comprado un pequeño aparato electrónico o un electrodoméstico y ha tenido que consultar su manual de instrucciones?. Todos, cuando compramos un producto, solemos mirar sus instrucciones de uso y funcionamiento para poner a punto nuestra nueva compra. Y siempre pasamos muchas páginas en diferentes idiomas. Hasta llegar al que nos permita entender como comenzar a utilizar el nuevo producto. La correcta traducción de manuales de instrucciones que acompañan a un producto es un elemento primordial en su contenido.

¿Por qué deben traducirse los manuales de instrucciones?

Un manual de instrucciones del producto elaborado o distribuido por una determinada empresa debe estar traducido en aquellos idiomas de los países en que se pretenda comercializar. En primer lugar para garantizar la seguridad de los usuarios en su uso. En segundo, porque la normativa Europea, y también la española, así lo exige.

Existen sanciones para aquellas empresas que no lo hagan. Si en la comercialización de un nuevo producto sus instrucciones no están traducidas al idioma del país en que serán vendidas.

No solo sus instrucciones. También sus componentes de seguridad e información adicional del producto. Estos deberán estar presentados en la lengua del país donde se comercialice.

Hay que tener en cuenta que las instrucciones incompletas o en otros idiomas diferentes al del país donde se compró no solo genera riesgos en el comprador. También afecta negativamente a la imagen de marca del fabricante o distribuidor. Además de, por supuesto, daños económicos, o posibles demandas judiciales.

¿Qué dice la legislación española al respecto?

Por ejemplo en España, conforme a la Ley 21/1992, de 16 de julio, de Industria, se considera infracción con sanción para fabricantes y distribuidores que no acompañen a sus productos comercializados de manuales de instrucciones completamente traducidos al idioma del país donde se venda el producto.

Además, el RD. 1468/1988, de 2 de diciembre, por el que se aprueba el Reglamento de etiquetado, presentación y publicidad de los productos industriales destinados a su venta directa a los consumidores y usuarios, establece que los consumidores tiene derecho a la información correcta de los productos adquiridos. Y en ese punto entra la perfecta legibilidad de los folletos informativos.

Una empresa de traducción profesional para la traducción de manuales de instrucciones

Es fundamental que aquellos fabricantes españoles que quieran vender un producto fuera de nuestras fronteras cuenten con los servicios de una agencia de traducción profesional. 

También, aquellas marcas europeas o internacionales que quieran adentrarse al mercado español deberán solicitar los servicios de un traductor profesional que traduzca al castellano sus manuales de instrucciones.

El trabajo de una empresa de traducción en un manual de instrucciones no solo mejorará la imagen de marca de una empresa. También estará garantizando la total seguridad del usuario y evitando sanciones indeseadas para la compañía que comercializa.

Solo un traductor profesional, nativo y con experiencia, con especialización en las materias de cada producto en venta, podrá llevar a cabo la correcta traducción de un manual. Previniendo malas interpretaciones o textos poco comprensibles en el usuario final

empresa de traducciones

Online Traductores y su servicio de traducción de manuales de instrucciones

En la Empresa de traduccción Online Traductores podemos llevar a cabo cualquier tipo de traducción simple (folletos, catálogos, páginas web, instrucciones, etc.) o traducción jurada (certificados, títulos, actas, etc.). Gracias a nuestro equipo de experimentados traductores profesionales a la altura de su empresa y productos.

Contamos con un centenar de traductores titulados y nativos en cientos de lenguas distintas. Pregunte por nuestros servicios. Garantizamos calidad y rapidez a partes iguales.

Empresa de traducción | idiomas
Abrir chat