In Actualidad, Blog de Traducción

Para empezar, cabe destacar que los traductores jurados son intérpretes de documentos de carácter oficial, reconocidos como tales por el Ministerio de Asuntos Exteriores del Gobierno de España, que concede el título y crea un registro para poder crear traducciones juradas.

Las traducciones de este tipo de archivos informativos de vital importancia a la lengua española, o bien la conversión de textos en castellano a idiomas extranjeros, deben hacerse por traductores profesionales, para asegurar que el contenido se ajuste a su original. Los siguientes casos muestran cuándo la traducción jurada es recomendable y cuándo obligatoria.

Traducciones juradas oficiales

En el caso de traducciones juradas, es decir, de documentos oficiales (títulos universitarios, contratos con entidades públicas, certificaciones oficiales de idiomas, etc.) la necesidad se hace ley.

Por ello, para instancias administrativas existe una Oficina de Interpretación de Lenguas acogida al Ministerio de Exteriores. Esta entidad se encarga de traducir al español convenios y tratados internacionales a los que España se acoge, como documentos de carácter diplomático o administrativo, actas de reuniones internacionales, actos en los que participan representantes nacionales, etc.

Además, para el sector privado (y para todos aquellos órganos administrativos que no quieran esperar a una burocracia estatal cada año más lenta) existen traductores profesionales que trabajan en una empresa de traducción agencia de traducción y realizan un trabajo de calidad absoluta, con una rapidez muy sensata.

En este sentido, es muy habitual contratar el servicio de traducciones juradas online para el registro de patentes de productos, servicios o marcas. Durante el registro de una patente, la empresa debe ofrecer información detallada en diversos idiomas y, para evitar problemas, es habitual optar por traducciones juradas.

Si es necesario por cuestiones de inmediatez o comodidad, estas empresas disponen de Traductores online, adaptados a la demanda creciente de todo tipo de documentación oficial. Hoy en día, se necesitan documentos traducidos para, por ejemplo, realizar becas laborales o estudiantiles con estancias en el extranjero, algo que en el pasado se encargaba de hacer la propia empresa o universidad.

La tremenda competencia existente en el mercado para acceder a este tipo de ayudas, subvenciones y ofertas formativas, hace muy recomendable y casi imprescindible (e incluso obligatorio en algunos casos, como cuando deben adjuntarse los ya mencionados documentos de idiomas y títulos universitarios) el contar con traducciones juradas.

traducción juarada

Traducciones profesionales no juradas

Además, existe una amplia gama de servicios y trabajos para los que una buena traducción de un documento extranjero, o bien de información en castellano a otros idiomas, torna en esencial:

– La formación ha dejado de ser una etapa inicial de la vida de una persona, para convertirse en un instrumento de reciclaje y actualización de los conocimientos y técnicas para el mundo profesional. Por ello, el disponer de traductores profesionales para las traducciones al inglés, ya sean libros, manuales o artículos, puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso.

– Para que una página web llegue a todos los subgrupos del público objetivo, y logre transmitir sus servicios de manera adecuada, es muy recomendable que tenga su propia versión completamente actualizada, al menos al inglés. Cuando la situación lo requiera, también sería recomendable traducir páginas web a otras lenguas de uso laboral muy importantes como el alemán, el francés o el chino.

– En empresas que trabajan con exportaciones e importaciones, disponer de un buen catálogo de productos y servicios y, en definitiva, de un interfaz multiligüe, asegura una imagen de prestigio y fiabilidad al lector que la visite, actual o potencial, cliente o proveeedor.

– Un sector económico en tremendo auge en España, adherido al fuerte tirón del turismo, es la gastronomía. Por ese motivo, disponer de textos muy fieles al castellano original es importantísimo, desde un catálogo de materias primas alimenticias para un proveedor extranjero hasta la correcta traducción de la carta a los idiomas de más uso entre los clientes del local. Platos e ingredientes son especialmente sensibles a una mala traducción, y el resultado puede destruir la imagen de la empresa.

Traducciones profesionales al noruegotraducción para wordpress
Abrir chat