In Blog de Traducción

Cuando se piensa en traducir una tienda online, sin duda el objetivo es ampliar el mercado fuera de las fronteras del idioma. Se trata de un momento de expansión internacional en el que es imprescindible contar con profesionales que apoyen el proyecto en cada paso que debe darse.

Elegir el idioma es clave

Lo primero que se debe tener en cuenta es el idioma al que se quiere traducir. Las traducciones al inglés son, por excelencia, el idioma al que siempre se traducen las páginas web de internet y elegir una empresa de traducción que cuente con experiencia es la clave para posicionarse.

Se cuenta con otras opciones como el chino mandarín, el idioma más hablado del mundo, pero este mercado puede resultar más complejo, por lo que debes contar con estudios previos. La cultura del país cuenta con una gran diferenciación con respecto a la europea.

Otras opciones se encuentran en el mercado europeo, un ejemplo de ello es Alemania. El país germano es un buen lugar para iniciar una expansión internacional. Un caso comparable a Italia o Francia. Sin dudas las traducciones al alemán o las traducciones al francés son buenas opciones para traducir una e-commerce por medio de una agencia de traducción.

Los mercados emergentes del continente también pueden suponer una gran oportunidad. Apostar y dar el salto a Rumanía puede parecer una apuesta arriesgada pero puede tener grandes resultados.

Sin duda la elección del idioma depende de los objetivos de expansión que se persigan pero se debe hacer siempre apoyado por un equipo de traducción profesional que permite alcanzar el éxito gracias al rigor y el trabajo de las cosas bien hechas.

Las claves de una buena traducción

Una página web dedicada a la venta de productos no se debe preocupar solamente de la traducción del nombre con el que se identifica el artículo. Es parte fundamental la traducción de la descripción y el resto de contenido existentes en la web como el caso de un blog.

Todo ello con el fin de proporcionar al nuevo cliente una experiencia completa durante todo el proceso de compra. Esto permitirá que el usuario sienta que la preocupación hacia que disfrute del proceso es total y absoluta con independencia del origen de la web.

La traducción debe continuar una vez lanzada la nueva web con el objetivo de recoger las opiniones vertidas para conocer aspectos a mejorar. Se debe tratar al nuevo cliente con la misma importancia que al de origen y para ello es primordial comprenderlo.

traducir una tienda onlineLa traducción profesional es imprescindible para el posicionamiento

No se trata solo de lo que se ve, el interior de la web también debe ser traducido para poder conseguir un buen posicionamiento. Las metadescripciones, títulos, subtítulos o las etiquetas de las imágenes es importante que cuenten con una buena traducción.

Uniendo estos detalles a contar con una URL en el nuevo idioma ayuda a conseguir un mejor posicionamiento. Pero uno de los puntos más importantes es el de las palabras claves, estas no se deben traducir de manera literal sino adaptarlas a la forma de búsqueda del nuevo idioma.

Contar con traductores nativos para asumir esta parte del proceso permitirá mejorar la calidad de la web con el objetivo de hacerse con un hueco en el nuevo mercado elegido. La calidad es clave en todo momento para tener éxito en la aventura empresarial. Por tanto, las traducciones para marketing y publicidad se convierten en un objetivo primordial.

Una empresa de traducción seria permitirá obtener los objetivos

Contar con una empresa de éxito permitirá que todo salga a pedir de boca. Se trata de conseguir instalarse en un nuevo mercado idiomático ajeno al actual pero consiguiendo que el usuario tenga una experiencia total. Traducir una tienda online con éxito implica que no haya diferencias entre los usuarios de los diferentes idiomas.

traducción para wordpressempresa de traduccion en publicidad
Abrir chat